Importancia del dominio

Hoy en día, Internet se ha convertido en una herramienta esencial para la búsqueda de información de cualquier tema, como se sabe, en la actualidad existen millones de usuarios en la red y la mayor parte de los que disponen de un negocio tienen páginas en Internet donde muestran información sobre su empresa, describiendo sus productos y/o servicios y tienen una mejor comunicación con sus clientes y con los propios usuarios que visitan su página.

¿Por qué es importante nuestro nombre de dominio?

Al tener un nombre de dominio tenemos presencia en Internet, siendo hoy en día una de las más preciadas y valoradas herramientas con la que podemos contar.

Por otro lado, un nombre de dominio añade credibilidad a su empresa, tener su propio nombre de dominio hace que su empresa se vea profesional, un nombre de dominio le da una imagen a su empresa de emprendedora y futurista, ya que indicará que eres parte de la revolución digital y que está presente en las tecnologías emergentes.

El nombre de dominio adecuado puede atraer a clientes nuevos. Si decide registrar un nombre de dominio con el nombre de su empresa, o que contenga los servicios que ofrece, podrá atraer un mayor número de usuarios, los cuales se convertirán en potenciales clientes.

Un nombre de dominio mejora su marca, aumentando la reputación de la misma, como ya hemos nombrado en el párrafo anterior si su nombre de dominio coincide con el nombre de su compañía será más fácil de recordarse y podrán volver a visitarle. Por otro lado, también será más fácil conseguir nuevos negocios a través del “boca a boca”, porque los clientes serán capaces de recordar su dominio y lo divulgarán con sus conocidos.

Tener un nombre de dominio a su favor, le permite recorrer un largo camino hacia la generación de tráfico a su sitio web y la construcción de su reputación. Esto, a su vez dará lugar a más clientes y mejorará las ventas.

¿Por qué es importante tener un correo corporativo?

A pesar de los cambios en la tecnología, el correo electrónico sigue vigente como herramienta de comunicación, soportando la transformación de la era digital. En vez de estancarse, evoluciona junto con nuestro dominio, ya que no solo adquirimos un nombre de dominio para nuestro posicionamiento en Internet, también para el uso de correos corporativos que sean distintivos y que lleven nuestro propio sello.

El correo corporativo es superior al gratuito en muchos aspectos, desde el punto de vista del marketing, estilo, negocios e imagen. Algunos de los beneficios de usarlo serían:

Dar a conocer su marca, acrecentar la credibilidad del contenido que envía y evitar ser enviado a las carpetas de spam, diferenciando así su servicio a los de otras empresas.

Por otro lado, la falta de un correo corporativo hace que los usuarios que reciban un email desde su empresa tengan la impresión de que no es seria, quitándole como ya hemos dicho credibilidad.

Importancia del dominio para la seguridad de nuestra empresa

Tenemos que tener claro que el dominio es la dirección de nuestra empresa en internet (en párrafos anteriores hemos dejado claro lo que representa para el branding de nuestra empresa), este dominio apuntará al espacio de un servidor llamado hosting que dará la posibilidad de ofrecer servicios como son el correo, almacenamiento en la nube o nuestra propia página Web, este espacio será completamente privado, no tendrá acceso a esos datos ninguna empresa.

Imaginad una situación, alguien a intentado suplantar nuestra identidad y nos han robado un correo genérico de empresas como Gmail o Hotmail, el proceso de verificación puede ser largo, lo peor, durante este tiempo la persona que nos haya robado la cuenta de correo tiene a su disposición el mismo para escribir a nuestros clientes y conocidos, con nuestro correo corporativo esto no pasaría, simplemente tendremos que acceder a la parte de administración de nuestro hosting y cambiar la contraseña, problema resuelto.

Esta seguridad no solo repercute en la administración de nuestras cuentas, también repercute en nuestros equipos informáticos, ya que estos servidores cuentan con firewall, antivirus y filtros de spam, con la finalidad de proteger tanto la información confidencial, como los equipos que se conectan al mismo, previniendo posibles virus y ataques informáticos.

Los correos corporativos también nos permiten realizar una distribución de los email recibidos atendiendo al departamento con el que se desea contactar, imaginad, tengo un problema con mi ascensor y voy a enviar un correo, la empresa se llama miascensor, he buscado en Google y me aparece que tienen el dominio miascensor.com, he accedido a su web y he visto que tienen tres correos, info@miascensor.com, comercial@miascensor.com y averias@miascensor.com, es fácil saber a que dirección debo de escribir, de esta forma la atención que podemos ofrecer a nuestros clientes es más rápida y la gestión de tiempo será mucho más eficaz.